Panorámica-vilna

6 tesoros de Vilna, la capital de Lituania

Lituania, un pequeño país báltico que oculta muchos secretos. Hoy viajamos a su capital, Vilna y descubrimos algunos de esos secretos que se esconden en ella.

Vilna es una capital que ha evolucionado adaptándose a los tiempos y, a su vez, conservando su esencia lituana. Cuando la visites, no olvides pasear por los rincones que te presentamos a continuación.

¿Cómo llegamos a Vilna?

  • El Aeropuerto Internacional de Vilna está situado a unos 7 km al Sur de la ciudad y está conectado a través de transporte público con el centro histórico en 15 minutos. Hay varias compañías low cost que operan en Vilna y te recordamos que puedes utilizar nuestro buscador para encontrar las mejores ofertas a la capital lituana.
  • También se puede llegar desde países cercanos como Polonia, Estonia o Letonia en tren. Aunque, si se quiere llegar más rápido, se recomienda hacerlo en autobús, en Lux Express o Eurolines (sitios web en inglés).

Centro histórico

La disputa por cuál es el casco antiguo más grande de Europa sigue vigente y Vilna es una gran candidata con el casco antiguo barroco más grande de Europa. Tanto si te quedas unos días como si solo estás de paso, el centro histórico de la capital lituana es una visita obligada. Su originalidad y valor universal lo llevaron en 1994 a ser declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco. Está lleno de palacios y monumentos religiosos. Sólo algunos ejemplos pueden ser la Iglesia de Santa Ana, el Monasterio de San Basilio o  la puerta de la Aurora. Esta última fue construida entre 1503 y 1522 como parte de la muralla que rodeaba la ciudad. Esta puerta daba acceso a la ciudad y es la única que se conserva hoy en día. Cuenta con una capilla y es el único rincón católico abierto al culto durante la Unión Soviética.

La calle Pilies es una de las principales arterias de este casco antiguo. Conecta la Plaza de la Catedral y la Plaza del Ayuntamiento. Llena de tiendas, bares y aquí puedes acercarte si te quieres llevar algún souvenir.
Calle-pilies-Vilna

La Catedral

Icono importante de Lituania y situada en el centro histórico. Ha sido destruida y quemada numerosas veces y, por lo tanto, reconstruida y renovada en varias ocasiones. En frente de la catedral se encuentra una torre campanario de 57 metros de altura que también formaba parte de la muralla. Cuenta con diez campanas de bronce y un curioso reloj sin contador de minutos. Las campanas suenan cada cuarto de hora y anuncian momentos importantes o festividades.
catedral-vilna

La República de Užupis

A escasos metros del Centro histórico de la capital lituana, se encuentra Užupis. En lituano significa al otro lado del río -Vilna-. Fue autodeclarada república independiente el 1 de abril de 1997. Cuenta con bandera, presidente, ejército e incluso constitución propia. Paseando por sus calles puedes disfrutar de su ambiente artístico y bohemio y en una de ellas te encontrarás su constitución en 24 idiomas. También en la plaza te encontrarás con la estatua de un ángel tocando una trompeta simbolizando el renacimiento y la libertad artística del barrio, así como arte callejero y más curiosidades.

Si te coincide visitarla el 1 de abril, ten a mano el pasaporte ya que igual te lo piden para entrar a celebrar su independencia. Además, y esto si la vistas cualquier día del año, una señal a la entrada te indicará que lo primero que debes hacer es sonreír, no ir a más de 40, te indica el arte del distrito y tener cuidado con el río.
entrada-republica-uzupis

Las tres cruces

Es monumento, diseñado por el arquitecto y escultor polaco-lituani Antoni Wiwulski en 1916, que se encuentra en la Colina de las Tres Cruces. En 1950 fue destruido por orden de la Unión Soviética y en 1989 fue construido el actual, diseñado por Henrikas Silgalis. Merece la pena subir, no solo para ver más de cerca este monumento, sino para disfrutar también de una maravillosa vista al centro histórico de la ciudad. En la colina también te encontrarás con un secreto ya que los restos del antiguo monumento se encuentran tirados en el suelo.
vilna-monumento-tres-cruces

Torre de Gediminas

Este pequeño castillo resistió numerosos ataques y a día de hoy es un icono de la capital lituana, sin él Vilna no sería lo mismo. Merece la pena acercarse, tanto para admirar esta torre de ladrillo rojo y para ver otra hermosa vista de la capital lituana donde destacan los tejados rojos del casco antiguo. En el castillo también se encuentra un museo donde te explicarán la historia de este castillo y de otros edificios de la ciudad.
torre-castillo-vilna

Avenida Gediminas

La calle principal de la capital lituana, con una parte situada en el centro histórico. En ella se encuentran algunos de los edificios más importantes como el parlamento, el congreso o algunos ministerios. Así como el Teatro Dramático Nacional de Lituania, la Biblioteca Nacional Martynas Mazvydas, el Banco de Lituania y la Academia Lituana de Música y Teatro.
avenida-gediminas-vilna

¿Cuál es tu tesoro favorito de la capital lituana?

Fotos:2011_0825_Vilnius_13 por Peter Collins, Cathedral and avenue in early morning by Guillaume Speurt /Flickr cc. /Pixabay /Wikimedia

Deja un comentario