El Magazine del Viajero icon
El Magazine del Viajero
  •   5 min lectura

Esta es nuestra selección de lugares que se te subirán a la cabeza.

«In vino veritas»: en el vino está la verdad. Pero también mucho más: lugares impresionantes, paisajes increíbles, regiones repletas de vida y encantos culturales sin parangón. ¡Tantas y tantas cosas caben en una copa de vino! En este artículo te llevamos a algunos de los destinos enoturísticos más increíbles de Europa. Sitios que, sin duda, se te subirán a la cabeza por su belleza. ¡Comenzamos!

Ribera del Duero

Sin duda una de las denominaciones de origen más famosas de España. Nada más y nada menos que 115 kilómetros y 102 municipios repartidos por las muy castellanas regiones de Soria, Burgos, Segovia y Valladolid. Como su nombre indica, se trata de un vino producido en las localidades ribereñas del Duero, un río que imprime una gran personalidad a las regiones por las que pasa. De hecho, es un río tan relacionado con el vino que desemboca en otra de las capitales de esta gran bebida: Oporto. ¿Se puede pedir más? Si además de probar sus deliciosos caldos quieres conocer más de cerca la región, te aconsejamos que visites Aranda de Duero a principios de octubre, momento en el que tiene lugar la Gran Fiesta de la Vendimia.

Ribeira Sacra

Damos un quiebro y pasamos de los paisajes llanos y pardos de Castilla a los montes rebosantes de verde de Galicia. Se trata de una de las 5 denominaciones de origen de la región, aunque la destacamos por lo impresionante de sus paisaje natural y cultural. Y es que la Ribeira Sacra, hermoseada por los cañones creado por los Ríos Miño y Sil, es uno de los espectáculos naturales más bonitos de España. Sus más de 2.500 hectáreas de viñedos abarcan zonas de las provincias de Lugo y Orense y cuenta con una tradición vinícola de más de 2.000 años de antigüedad. De hecho, los romanos ya tuvieron presencia en tan alejado lugar para cultivar sus preciadas viñas. Andando el tiempo, ya inmersos en la Edad Media, los monjes tomarían el testigo. Razón por la cual, la Ribeira Sacra está salpicada de monasterios: uno de los encantos culturales que hace de esta región el mejor match entre gastronomía, naturaleza y cultura. Si quieres saber más, te aconsejamos que leas nuestro artículo sobre qué ver y hacer en la Ribeira Sacra.

Vista de los viñedos en la Ribeira Sacra

Jerez

Nos dirigimos al Sur de España, donde nos aguarda una de las denominaciones de origen más deliciosas: el vino de Jerez. Aunque toma su nombre de Jerez de la Frontera, abarca otras localidades gaditanas incluyendo también algunas zonas de Sevilla. Es, por tanto, una zona a medio camino entre el Mediterráneo y el Atlántico cuya visita es recomendable para el paladar pero también para disfrutar de una experiencia turística completa. Si quieres conocer esta región a fondo te aconsejamos que reserves tus vuelos baratos a Cádiz para viajar los primeros 15 días de septiembre. En esas semanas tiene lugar en Jerez de la Frontera las Fiestas de la Vendimia, donde tienen lugar diversas celebraciones que incluyen la pisa de la uva, representaciones de teatro, actuaciones flamencas… ¡Un espectáculo tan brillante como una copa de sus deliciosos caldos!

Fiestas de la Vendimia, en Jerez de la Frontera

Burdeos

Francia es también otro destino inexcusable para los amantes del buen vino. Sobre todo porque, además de sus deliciosos caldos, en el país vecino podremos disfrutar de los impresionantes paisajes que tan bien le caracterizan. De hecho, las rutas turísticas vitivinícolas comenzaron en Francia hace más de 50 años. ¡Y por algo será! Sin duda el mejor lugar por donde comenzar es Burdeos, una de las denominaciones de origen más prestigiosas (si no la más prestigiosa) del mundo. En la región existen alrededor de 14.000 productores de vino y más de 100.000 hectáreas de viñedos. Visitar localidades vinícolas como Saint Émilion, Pomerot, Médoc y Graves es imprescindible: pocas cosas hay tan relajantes como beberse un Burdeos mientras se contemplan las extensiones verdes del paisaje circundante.

Saint Émilion

Alsacia

Seguimos en Francia, aunque en esta ocasión nos desplazamos a una de sus regiones más pintorescas y con más personalidad: Alsacia. Esta región francesa de fuerte influencia cultural alemana produce principalmente vinos blancos, tanto secos como dulces cuya calidad está acreditada por su denominación de origen. La zona vitivinícola se extiende a lo largo de 170 km de norte a sur de Alsacia, atravesando hasta 70 aldeas, algunas de ellas de una extraordinaria belleza. De hecho, Alsacia es bien famosa por lo pintoresco de sus pueblos: localidades como Colmar o Egisheim, se cuenta, sirvieron de inspiración para ambientar La Bella y la Bestia. Así que la atmósfera de cuento de hadas está asegurada. Aunque, si no ves las hadas, ¡una buena copa de vino podrá ayudar!

Petit Venice, en Colmar (Francia)

Champaña

Nos vamos del sur de Francia al norte, más en concreto a la región de de Champaña-Ardenas, uno de los lugares imprescindibles del mejor vino. De hecho sus viñedos, casas y bodegas están declarados Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. Y no es para menos, dado que es la zona de producción del característico vino espumoso tan habitual en celebraciones y fiestas: el champán. Más de 33.000 hectáreas de viñedos en la que abunda la famosa uva chardonnay, pero también la hermosa arquitectura, y los paisajes impresionantes. Especialmente recomendable es dejarse caer por el Valle del Marne, donde nos embriagaremos de la belleza y el buen vino a partes iguales.

Verzenay (Champaña)

Prosecco

Damos un salto al otro lado de Los Alpes, concretamente al Véneto, para conocer uno de los vinos italianos con más reputación del mundo: el vino Prosecco. En esta zona abunda la uva glera, con la cual se elabora el famoso vino espumoso de esta región italiana. Asimismo, catar estos vinos puede ser también una estupenda oportunidad para explorar esta fascinante región del norte de Italia. De hecho, además de aprovechar para visitar Venecia, te aconsejamos que te des una buena vuelta por la región de Treviso, una zona salpicada de las hermosas villas vénetas, las cuales han sido declaradas Patrimonio de la Humandiad por la UNESCO. Una belleza que a buen seguro hará que la cabeza te de vueltas.

Oporto

Cerramos el círculo volviendo a donde comenzamos: el río Duero. Y es que es en Oporto donde este fundamental río se funde con el Atlántico. Pocas cosas se pueden decir del vino de Oporto que no se hayan dicho ya. De hecho es uno de los vinos más famosos del mundo y con razón: su célebre sabor dulce es una de sus señas de identidad más fuertes. Además, la ciudad que le da nombre no es menos interesante; es, de hecho, una de las ciudades más bonitas de Portugal. De hecho, te aconsejamos que visites las Bodegas de Gaia situadas en la otra orilla del Duero; un lugar al que puedes acceder cruzando el puente de Luis o tomando un tranvía. ¡Gastronomía y estupendas vistas en un sólo trago!

 

Créditos: iStock; Wikipedia.

¡Encuentra con Liligo los mejores vuelos para tu próximo viaje!


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

footer logo
Hecho con para ti