El Magazine del Viajero icon
El Magazine del Viajero
  •   7 min lectura

Te proponemos un recorrido por las cafeterías más famosas, artísticas e históricas del mundo. Un itinerario que disfrutarás con la vista y el paladar. 

Suele decirse que la historia del mundo en los dos últimos siglos se ha escrito en cafeterías. No es ni mucho menos una afirmación exagerada. Aunque la vida cultural de nuestros días tenga ya otros epicentros, lo cierto es que en el pasado las cafeterías eran lugares de una vida muy dinámica y servían de punto de encuentro de artistas e intelectuales. Allí, entre chocolates, tartas y una buena dosis de cafeína se pensaron algunas de las ideas y obras que han conformado nuestro presente. Si quieres cultivar la mente y el paladar, son lugares cuya visita has de considerar en tu próximo viaje.

Els Quatre Gats (Barcelona)

Montsió 3

Mítica cafetería de Barcelona, fundada en 1897 y célebre por haber congregado la vida cultural de la ciudad condal durante muchos años. De inconfundible fisonomía neogótica, fue una de las cafeterías más importantes de la Belle Epoque española. Inspirada en “Le chat noir” parisina, se convirtió pronto en el centro de la intelectualidad de Barcelona. ¡De hecho llegó a editar una revista propia a finales del siglo XIX!

Exterior de Els Quatre Gats

En sus famosas tertulias, como decimos, se daban cita la intelectualidad y bohemia de la ciudad. “Cuatro gatos” pero con grandes mentes: pintores como Ramón Casas y Santiago Rusiñol, músicos como Albéniz y personalidades extrañas y taciturnas como un joven malagueño de nombre Pablo Picasso, quien terminó diseñando la portada de las cartas.

Carta diseñada por Picasso
Diseño de la carta realizado por Pablo Picasso

Y no es el único ejemplo de arte que podrás ver en la cafetería. De hecho, el famoso cuadro que preside su interior es obra del célebre pintor Ramón Casas, una de las mayores figuras del modernismo en nuestro país. El cuadro representa al autor y al dueño de “Quatre Gats”, Pere Romeu, pedaleando en un tándem.

Interior de "Quatre Gats"

Casa Municipal (Praga)

Náměstí Republiky 5

Praga es una ciudad de cafeterías. Es difícil decidirse por una, aunque tal vez la más hermosa y conocida sea la Casa Municipal. Su belleza tiene mucho que ver con la contribución de Alfons Mucha, un artista célebre mundialmente por sus pinturas Art Noveau. Como la mayoría de cafés históricos, la Casa Municipal fue un centro de reunión de artistas e intelectuales en el pasado. Hoy, sin embargo, es más frecuentado por turistas. Tal vez ya no se pueda topar uno con poetas en su interior, aunque te aseguramos que el café que te servirán también es poesía pura.

Interior del Café Casa Municipal

Café Gijón (Madrid)

Paseo de Recoletos 21

Fundado en 1888, es una versión castiza de “Els Quatre Gats”. Ubicada en el madrileño Paseo de Recoletos, lo que en un principio no aspiraba a ser más que un modesto bar se convirtió con el andar del siglo XX en la casa de las mejores y más fecundas tertulias de España. En él se reunían para beber y polemizar figuras de la talla de Valle Inclán, García Lorca, Ortega y Gasset, Galdós, Ramón y Cajal o Camilo José Cela. Tal importancia en la vida cultural española del pasado siglo le ha valido la declaración de Bien de Interés Cultural en la categoría de “hecho cultural”. Y sí, es un hecho: todavía lo frecuentan escritores e intelectuales, así que no te extrañe toparte con alguno si algún día decides tomarte un café en su interior o en su terraza.

Interior del Café Gijón

Café New York (Budapest)

Erzsebét krt 9-11

Uno de las cafeterías centroeuropeas por excelencia, situada en el Hotel Boscolo de Budapest. Lo que podemos decir de ella salta a la vista: se trata de un espacio gigantesco y de una fastuosidad que impresiona. Para muchos la cafetería más bonita del mundo. Este lugar es especialmente renombrado por sus chocholates y variado surtido de tartas húngaras. Los precios no son desde luego lo que se entiende por baratos en la capital magiar, aunque vale la pena vivir la experiencia de tomarse algo en un entorno de belleza tan exuberante.

Interior del café New York en Budapest

Café Odeon (Zúrich)

Limmatquait 2

¿La Teoría de la Relatividad explicada mientras tomamos un cafelito? Así es, al menos, en el pasado, puesto que en este café impartió varias conferencias Albert Einstein en 1911. El Café Odeon ha sido tradicionalmente un punto de encuentro de grandes personalidades, especialmente durante la Primera Guerra Mundial, cuando Suiza, debido a su condición de país neutral, congregaba a la mayor parte de la intelectualidad europea exiliada. De hecho, cuenta la leyenda que por su interior se paeó la legendaria Mata Hari.

Interior del Café Odeon

A Brasileira (Lisboa)

R. Garrett 120

Inaugurado en 1905 es uno de los cafés más famosos de la capital portuguesa. Este lugar es célebre por dos hechos: el primero, el de haber servido desde su fundación el sabroso café brasileño; el segundo, por ofrecer la bica, una pequeña taza de café fuerte y espumoso. Dos atractivos que se une al más evidente: su belleza arquitectónica, de estilo modernista aunque con un toque muy popular. Además, si te gusta la literatura, has de saber que era una cafetería frecuentada por Fernando Pessoa. Aunque no te costará mucho darte cuenta por ti solo: una escultura del poeta se encuentra en la terraza disfrutando impasible de las vistas.

Interior de A brasileira

Escultura de Fernando Pessoa

Café Central (Viena)

Herrengasse 14

Fundado en 1860, el Café Central fue durante muchos años el meollo de parte de la mejor cultura europea. No es exagerado, algunas de las personalidades que más han contribuido a forjar la cultura del siglo XX se daban cita aquí: Sigmund Freud, Adolf Loos, Klimt y Mahler entre muchísimos otros. Hoy en día, el Café Central ha perdido este poder de convocatoria, tal vez al haber cerrado sus puertas tras el desastre de la Segunda Guerra Mundial. Hoy, ya reabierto, se trata de un local que “vive de las rentas” de su pasado prestigio. Y cómo no, del turismo. En todo caso, si te gusta la cultura es un lugar que has de visitar sí o sí. Y si lo que amas es el café vienés, también.

Interior del Café Central de Viena

Antico Caffè Greco (Roma)

Via Condotti 86

Fundado en 1760 por un italiano de ascendencia griega -de ahí su nombre- constituye la cafetería más antigua de Roma. Dada su antigüedad, es un café diferente a los anteriores. No se conforma mediante grandes espacios sino que conserva cierto sabor íntimo y hogareño.La distancia entre las mesas no es muy grande, toda una invitación a iniciar una conversación con el compañero de mesa. Es, además, un café repleto de historia que han frecuentado algunas de las grandes personalidades europeas. Da casi vértigo conocer su nómina de visitantes: figuras como Goethe, Liszt, Byron, Wagner u Orson Welles se han relajado en su interior tomando un cafelito.

Interior del Antico Caffè Greco

Le Procope (París)

Rue de l’Ancienne Comèdie 13

Fundada a finales del siglo XVII, toma el nombre de su primer dueño: Francesco Procoprio Dei Coltelli. Le Procope es desde sus inicios una cafetería muy unida a los vaivenes históricos de la Modernidad. Por ejemplo, entre sus paredes, cuenta la leyenda que Diderot concibió la idea de la Enciclopedia y Benjamin Franklin la Constitución de Estados Unidos. De hecho, Le Procope es famosa por haber tenido una clientela tan ilustre como ilustrada: Voltaire y Rousseau la frecuentaron a menudo y mantuvieron animadas tertulias. Hoy en día, es más visitada por turistas debido a lo insigne de su historia. Sin embargo, la alta consideración de sus cafés, chocolates y platos de comida -también es un restaurante- no ha decaído. 

Exterior de La Procope

El Estaño (Buenos Aires)

 Aristóbulo del Valle 1100

Fundado por un matrimonio español en 1880, El Estaño es desde entonces el histórico café de los intelectuales y bohemios bonaerenses. Recibe el nombre de su barra de estaño, que luce con orgullo todavía hoy. Si has visto la película “Evita” tal vez lo recuerdes puesto que aparece en el film varias ocasiones. Hoy sigue siendo un lugar inmejorable para imbuirse del ambiente más artístico y auténtico de Buenos Aires. De hecho, en él podrás disfrutar desde lecturas literarias hasta espectáculos de tango.

Barra de estaño que da nombre a la cafetería
La barra de estaño que da nombre a la cafetería

Si después de pasarte por alguno de estos estupendos cafés te apetece algo más moderno, te aconsejamos que consultes nuestros artículos dedicados a varios de los mejores rooftops del mundo:

Barcelona

Madrid

Londres

Berlín

Budapest

 

IMG: Quatre Gats/4gats.com, bonart.cat; Café Gijón/Antonio Heredia; A brasileira, por Ruggero Poggianella/flickriver.com; Café Odeon/odeon.ch; Pessoa/turismo-redes-sociais.com; Café Central/womo.com.ua; Antico Caffè Greco/cnn.com; Le Procope/senzeconfine.net; Casa Municipal/disfrutapraga.com

¡Encuentra con Liligo los mejores vuelos para tu próximo viaje!


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

footer logo
Hecho con para ti