Las ciudades más musicales de Europa

Las 7 ciudades más musicales de Europa

Te descubrimos 7 ciudades europeas capitales de la música que, dada su extraordinaria belleza, también disfrutarás con la vista.

¿Te gusta la música? Te proponemos 7 ciudades en Europa en las que podrás disfrutar de su patrimonio musical, ya sea por la herencia de los famosos compositores que en ellas vivieron o por ser sede de las orquestas y Óperas más prestigiosas del mundo. Ciudades que, además, atesoran una gran belleza artística y paisajística: la combinación perfecta para elegirlas como destino para tu próximo viaje. ¿Querías cultura? ¡Pues te ofrecemos dos tazas!

Viena

La ciudad musical por antonomasia. Capital de la música en Europa durante siglos (en donde nacieron o trabajaron gente como Mozart, Beethoven, Haydn, Schubert, Brahms o Mahler), ha mantenido hasta nuestros días esta herencia siendo todavía uno de los destinos musicales inexcusables para todo melómano. Y no es para menos: la capital austriaca acoge una de las salas de conciertos más prestigiosas del mundo (el Musikverein), así como una de las orquestas de primera división mundial (la Filarmónica de Viena).

No extraña entonces que Viena atraiga anualmente a una gran cantidad de turistas melómanos interesados en imbuirse en este ambiente musical. De hecho, los más mitómanos suelen pasarse por el Zentralfriedhof, en donde algunos de los músicos enumerados anteriormente se encuentran enterrados.

Musikverein - Viena (Austria)
Musikverein – Viena (Austria)

Salzburgo

Por supuesto, la ciudad natal de Mozart no puede estar fuera de la lista. A pesar de que no faltan quienes critican su explotación turística, afirmando que han hecho de ella un parque temático sobre Mozart, esta ciudad ofrece interés por albergar uno de los festivales de música más importantes del mundo: El Festival de Salzburgo. Un evento que congrega a los mejores intérpretes mozartianos del planeta y es una visita obligada para los millones de admiradores del músico. Por otro lado, es una hermosa ciudad que merece una visita únicamente por su rico patrimonio artístico y su extraordinaria integración con el paisaje.

Vistas de Salzburgo

Bayreuth

Esta localidad de Baviera es conocida como la Meca de los wagnerianos. Y, en efecto, así fue planeada: como un lugar de peregrinación para escuchar las óperas Richard Wagner, las cuales, en la idea inicial, sólo podían ser representadas allí. La idea de templo wagneriano se ha difuminado un poco, pero todavía existe, atenuada: la inauguración del Festival de Bayreuth sigue siendo un acontecimiento cultural en Alemania, recibiendo la asistencia de altos cargos políticos y mandatarios. Y, cómo no, de los wagnerianos más entusiastas, los cuales, como si de un precepto religioso se tratara, quieren asistir a este Festival al menos una vez en la vida.

Teatro diseñado por Wagner para la representación de sus óperas

Budapest

Un país de la tradición musical de Hungría, que ha dado al mundo tantos renombrados compositores e intérpretes, no podía sino tener una capital a la altura de este legado. Su Ópera es uno de los teatros más hermosos de Europa y su Academia Ferenc Liszt, una de las más prestigiosas para realizar estudios musicales. Además, ofrece al melómano la interesante casa museo de Béla Bartók, uno de los músicos más importantes e influyentes de la Historia.

Ópera Budapest

Leipzig

Ciudad en la que vivieron y trabajaron músicos como Wagner y Mendelssohn pero que, a día de hoy, es universalmente conocida por haber sido la ciudad de acogida de Johann Sebastian Bach. Todavía hoy su figura tiene una presencia notable en cada calleUna herencia que la convierte en una ciudad de visita prioritaria para los aficionados a la música: su Orquesta de la Gewandhaus y su Coro de Santo Tomás son referencias musicales por derecho propio.

Escultura de Bach en Leipzig

Milán

Puesto que la lista nos está quedando muy centroeuropea, y sería también muy injusto dejar fuera al país de la ópera, hemos de hablar de Milán. Ciudad que acoge la Scala, una de las Óperas más conocidas y prestigiosas del mundo. Un teatro al que quieren asistir todos los melómanos pero también todos los intérpretes: todavía hoy, la Scala sigue siendo un lugar de consagración para los cantantes.

Milán es además una ciudad muy verdiana. Allí vivió y falleció Giuseppe Verdi, quien ha dejado su particular huella en la ciudad con la fundación de la Casa di Riposo per Musicisti. Un edificio neogótico financiado en vida por Verdi en el que se cuidaba y asistía a músicos jubilados. Hoy en día puede visitarse la sepultura de Verdi en el oratorio de esta institución.

Ópera Milan

San Petersburgo

Probablemente la ciudad que capitalizó el surgimiento de la extraordinaria tradición musical rusa. No es para menos, dado que cuenta con dos de las instituciones musicales más importantes de Rusia, y tal vez, de las más relevantes en Europa. Una es su Conservatorio de San Petersburgo, en donde estudiaron y enseñaron personalidades como Tchaikovsky, Prokofiev o Shostakovich; la segunda, el célebre Teatro Mariinski, que también desarrolla la función de Academia Nacional de Ópera y Ballet. Dos disciplinas en las que el país eslavo ha sobresalido durante más de un siglo y en donde, todavía hoy, sigue produciendo artistas de gran categoría.

San Petersburgo

Si te apetece leer más sobre destinos musicales, te aconsejamos que eches un vistazo al artículo que publicamos en su día sobre los 10 teatros de ópera más bonitos del mundo.

IMG: Portada/Shutterstock; Salzburgo, por Diego Cambiasso/Flickr; Bayreuth, por Markus Spiske/Flickr; Leipzig, por Feline Groovy

1 reacción